jueves, 8 de mayo de 2008

Agua de mayo

Penélope Dullhagan

Nos envuelve la tarde,
con hilos de agua moviendo su trama en
los vidrios.


5 comentarios:

Anónimo dijo...

Me Gusto!
Noé
http://consiliencia.blogspot.com/

Sombras en el corazón dijo...

En buena compañía, la lluvia detrás de los cristales, da un especial encanto a las tardes.

Un abrazo

Gwynette dijo...

Por fin llegó la lluvia a mi tierra !
..y si,me ha dejado los cristales perdidos !!! :-)

Besitos mil

PIZARR dijo...

Cada vez que me limpian los cristales... llueve.

Aunque más de uno daría lo que fuera porque eso le ocurriera todos los días, por lo tanto no me quejo y lo que hago es limpiarlos menos veces. Práctica que es una.

Breves letras evocadoras.

Un beso

Mandarina azul dijo...

Qué bonita tu lluvia poética, Indigo...

:)