lunes, 20 de octubre de 2008

Un final feliz ¿o no?



Y aquí, para acabar bien,

todo junto está en el saco.

Si hay dinero no hay problema:

el final no es nunca malo.


La ópera de dos centavos. Bertolt Brecht

3 comentarios:

Arcángel Mirón dijo...

Hay una frase que dice "al final, todo está bien; si no está bien, no es el final".

:)

Sombras en el corazón dijo...

Cuando Bertolt Brecht escribió La ópera de dos centavos, no estaban en auge las revistas del corazón. Entonces sabría que los ricos también lloran :0)

Un abrazo

Monica Alvarez dijo...

Obviamente que los ricos también lloran y los pobres igual y sin opción.Hay quienes dicen que el dinero equivale al 98% de la felicidad.Personalmente pienso que el dinero ayuda a soportar mejor la vida.Ahora que me pensioné me doy cuenta que cuando el dinero que se maneja es poco,todo se restrinje,incluso la libertad.
Saludos