jueves, 24 de diciembre de 2015

Contra las fiestas de navidad

No sé quién fue el imbécil que inventó las fiestas de Navidad, pero si viviese todavía le ajustaría las cuentas. En esas fechas y en particular la noche del 24 de diciembre, sufro siempre grandes ataques de nostalgia al pensar en todos mis muertos, empezando por mis hijos y sin olvidar a mi nieto, al que se llevó el alzheimer en Tréveris.

La cocinera de Himmler. Franz-Olivier Giesbert. 2015

martes, 15 de diciembre de 2015

Si la naturaleza


El oasis. Rebecca Campbell

Si la naturaleza es la respuesta, ¿cuál es la pregunta?

La naturaleza en aforismos. Jorge Wagensberg

lunes, 14 de diciembre de 2015

Tu mirada es el paisaje (CXIII)

Estella. Janel Bragg

Por ejemplo, su abuelo y Müller se confundían, pese a no parecerse en absoluto. Les veía la misma mirada maliciosa, diabólica, y sobre todo veía la expresión del abuelo cuando lo sorprendió robando azúcar.

La sed. Georges Simenon, 1934

sábado, 12 de diciembre de 2015

Abrázame siempre

                                                                                             Leonid Afremov

Él era cóncavo, ella convexa. Y solo encajaban en los abrazos.

Agujetas en las alas. Dani Rovira

jueves, 10 de diciembre de 2015

Hoy

Hoy
me queda cuanto doy.

Luis Rosales

miércoles, 9 de diciembre de 2015

Mariposas

Cada noche le introducía cuidadosamente mariposas por la boca para que, al despertar, ya las pudiera sentir en el estómago.

Agujetas en las alas. Dani Rovira

martes, 8 de diciembre de 2015

Bebe

Beatriz Abel

Siéntate
a la mesa.
Bebe un vaso
de agua. Saborea
cada trago.
y piensa
en todo el tiempo
que has perdido.
El que estás perdiendo.
El tiempo que te queda por perder.

El vaso. Roger Wolfe

lunes, 7 de diciembre de 2015

Tu mirada es el paisaje (CXII)

Mujer con cigarrillo. Laura Vinader

Ya no guardo en mi mente el perfume de su piel ni en mis ojos el color de sus ojos.

El amante. Marguerite Duras

sábado, 5 de diciembre de 2015

La miel de los atardeceres

                                                                    In the Shade of the Pines. Theo Van Rysselberg

... tu cuerpo deshaciéndose en mi piel
como un terrón como la miel
de los atardeceres.

Semillas para un cuerpo. Mendigo. Jesús Aguado

...el poema completo en mi bodega

miércoles, 2 de diciembre de 2015

Soñar

Soñar no es tener.

martes, 1 de diciembre de 2015

Piensa como un artista

Hoy he recibido este libro como regalo espontáneo de un compañero, que me lo ha dejado en mi taquilla. Son los regalos que más me gustan, los porque sí, sin día especial, ni cumpleaños, ni fiesta memorable... son los regalos sinceros que provocan una sonrisilla disfrutona y nos hacen caminar más armoniosamente durante horas; o días, si vienen con una dedicatoria tan hermosa como la mía y, aunque no soy una artista, me agrada que mis compañeros reconozcan en mí el deseo de saber y la búsqueda de la belleza. Y lo mejor: trabajo con amigos: un lujo. Gracias.

Tenemos que trabajar con mejor preparación y más sensibilidad. Tenemos que volver a eso. Tenemos que devolver la dignidad al trabajo.

Piensa como un artista. Will Gompertz


lunes, 30 de noviembre de 2015

Tu mirada es el paisaje (XCI)

Dino Valls

Tenía el semblante encendido hasta la raíz de los cabellos, las ventanas de la nariz se le habían dilatado bajo una fuerza interior, transpiraba visiblemente y se mordía los labios. Su barbilla se proyectaba hacia adelante en señal de batalla y en sus ojos pude distinguir con inquietud aquel relampagueo de apasionamiento incontrolado que generalmente se observa tan solo en los jugadores de ruleta cuando después de doblar la apuesta seis o siete veces seguidas vuelve a salir el color que no han elegido.

Novela de ajedrez. Stefan Zweig, 1941

sábado, 28 de noviembre de 2015

Pendiente

Orlando Izquierdo

Se movía aún como el nadador que había sido, acechaba los guiños de su mujer con el deseo entre los labios.

Mal de amores. Ángeles Mastretta

jueves, 26 de noviembre de 2015

Pecados y pecadillos

Hay lunares que son punto y seguido
y lunares que son punto y final.

Ramón Gómez de la Serna

miércoles, 25 de noviembre de 2015

Dicen

Dicen que la muerte crece.

Luis Rosales

Con su falda se tapa la rodilla,
para no ser vista
por ese jabalí mal herido.
Se esconde bajo una camisa
de su hermano mayor,
para no ser observada
por esa rata que se cree una gacela.
No se pinta la cara,
ni se pone perfume.
Con los ojos arrastra
el suelo de camino a hacer...
la compra.

La criada (Tormenta de especias). Lamiae el Amrani

25 de noviembre, CONTRA LA VIOLENCIA DE GÉNERO

lunes, 23 de noviembre de 2015

Tu mirada es el paisaje (CX)

Catrin Arno

Dice que mis ojos, al mirar como refugio la casa deshabitada, la limpian de fantasmas y la desembrujan de tanto tedio y rutina como ha albergado.

Nubosidad variable. Carmen Martín Gaite

sábado, 21 de noviembre de 2015

Poesía ¿para qué?

Catrin Welz Stein

En estos días vuelvo a TODOS LOS POEMAS de Joan Margarit, no mucho rato, porque siempre lloro: me deja el alma en carne viva. 

Nada ni nadie es la poesía,
pero en ella me salvo de este monstruo
que acecha en mi interior.
Y me hace compañía.

Fulgores. Todos los poemas. Joan Margarit
La poesía
no es cosa tuya ni mía.

Luis Rosales

viernes, 20 de noviembre de 2015

Tras el visillo

Susan Bee

El aislamiento es una cuna de vicios.

Valentín Fuster

jueves, 19 de noviembre de 2015

Lengua e incesto


Lengua e incesto es el título de un sugerente artículo de opinión publicado en El País Babelia del pasado 15 de agosto, donde Juan José Millás alerta sobre los peligros del pensamiento único y defiende la diversidad, no solo biológica, sino también linguística. Es divertido y atrevido, recomiendo su lectura. Escojo de entre sus párrafos, el que copio a continuación, porque dice exactamente lo que pienso... y porque se sirve de los árboles para hacernos sentir que si no sabemos, no vemos.

Catrin Welz Stein 

Me gusta decir que la lengua es un órgano de la visión porque cuando voy al campo yo solo, y dada mi ignorancia en asuntos relacionados con la naturaleza, apenas veo árboles, pero cuando voy con un amigo experto, además de árboles, veo acacias y chopos y pinos y fresnos y álamos y castañales y robles. La reducción del lenguaje estrecha el campo de visión y reduce el del pensamiento. 

Dieter Roth

Una sociedad que habla mal o que escribe mal no puede pensar bien...

miércoles, 18 de noviembre de 2015

Volaré eeee

Ricardo Fernández Ortega

La risa es el sexo del alma.

Carlos Edmundo de Ory

martes, 17 de noviembre de 2015

Cuando llueva

Guardo tus cartas sin abrir para leerlas un día de lluvia.

lunes, 16 de noviembre de 2015

Tu mirada es el paisaje (CIX)

Vladimir Dimitrov

Perdónenme esta imagen, pero es la primera que me viene a la cabeza y no puedo evitarla: la mirada maternal era como un sol que nos iluminaba a todos; calentaba nuestros inviernos.


La cocinera de Himmler, 2015. Franz-Olivier Giesbert

domingo, 15 de noviembre de 2015

Animal herido

Desde tus ojos
me asomo a mi alma
y te encuentro
como un lince
rabioso de pasión
me acerco, me ruges,
me arañas y...
Luego lames mis heridas,
y te escapas.

Animal herido (Tormenta de especias). Lamiae el Amrani, 2010

sábado, 14 de noviembre de 2015

La regla del juego

El amor tiene una única regla: AMAR.

viernes, 13 de noviembre de 2015

Teorías científicas

ecca Camp
Rebecca Campbbell

En opinión de Adam Smith, nuestra actitud ante las teorías científicas se explica por tres sentimientos: asombro, sorpresa y admiración. El asombro se estimula por lo que es nuevo y singular, la sorpresa por lo que es inesperado, y la admiración por lo que es grande o hermoso.


La riqueza de las ideas. Alessandro Roncaglia

jueves, 12 de noviembre de 2015

Hedor

Zeren Badar

El que mete las narices en todo acaba por no saber donde está el mal olor.

W. Güntersdorff

martes, 10 de noviembre de 2015

Capitanas (XLI)

Tengo 19 años y soy estudiante. He tenido unos buenos padres y mejores profesores; he crecido rodeada de libros; de novelas fantásticas y de suspense; de libros de historia y filosofía; de enciclopedias. Siempre me ha gustado leer, conocer y contrastar información. Me ha resultado útil cada vez que alguien ha intentado engañarme o coaccionarme, me ha enseñado a tener un espíritu critico. Por eso, cuando veo en televisión una noticia digna de mis distopías favoritas, una nueva ley que prohíbe la libertad de expresión, que castiga el estar en desacuerdo con el Gobierno y pena la reivindicación activa de derechos por parte de la gente corriente y moliente, solo puede decir una cosa: yo tendré que desobedecer esa ley.

Elena del Moral Valladares. XL Semanal ABC, 18-07-2015

sábado, 7 de noviembre de 2015

Noticias felices en aviones de papel


                                                 María Hergueta
   
Quiero pensar que el artilugio electrónico no hará desaparecer el libro de toda la vida, aunque reconozco que compro menos libros que antes, pero no porque haya sustituido la pantalla por el papel, sino por otros motivos. Lo que sí tengo claro es que no todos los ejemplares tienen la misma posibilidad de supervivencia, al menos en mi biblioteca. Desde hace años compro tres tipos de libros.

Un grupo de ellos está formado por los llamados libros para devorar; libros, no diré de usar y tirar, pero casi: compro la historia en la edición más barata del mercado, libro de bolsillo, fácil de transportar, de poco peso y poca durabilidad. Así he leído Mi color favorito es verte o Se prohíbe mantener afectos desmedidos en la puerta de la pensión, por ejemplo. Su compra obedece a un impulso mezclado con la necesidad de distraerse con algo fácil, fresco y joven.
Hay otros libros que los compro por deseo de saber, para hacerme pensar, como La vida bajo escrutinio o La estética del s. XVIII. En este grupo entrarían los estudios, ensayos, manuales, etc. Casi nunca me defraudan.
Y por último, están los libros bellamente encuadernados, mimados en su presentación, con ilustraciones conmovedoras, de los que, una vez vistos, es difícil separarse de ellos y devolverlos a su estante como si no hubiéramos sentido nada. Uno de ellos, de precioso título, es Noticias felices en aviones de papel, del maestro Juan Marsé, magnífica y dulcemente ilustrado por María Hergueta, amor a primera vista. Todo en él es exquisito. Es un regalo excelente para cualquier edad. Tenerlo cerca calienta el corazón.
 Federico Zandomeneghi

...la felicidad íntima que me provoca el libro de Marsé. Se publica en una hermosa edición, ilustrada por María Hergueta con mano figurativa, elegante y pacífica.

viernes, 6 de noviembre de 2015

El gran descubrimiento

En la cama. Antonio Capel

Aprender a leer es descubrir el mundo.

martes, 3 de noviembre de 2015

Tu mirada es el paisaje (CVIII)


Tom Bagshaw

Se hizo un silencio y me puse a mirar hacia otro lado. Volví la vista hacia ella.
Me encontré con unos ojos grises que me miraban fijamente. Tras una larga pausa, dijo:
-Es de lo más extraño.
-Sí -repuse.
-Debo irme.
Adiós.
Dándose la vuelta, se puso a andar. Su alto cuerpo vestido de negro parecía cincelar un camino por la abarrotada sala. Hasta que desapareció. 

Herida. Josephine Hart

martes, 27 de octubre de 2015

Un empujoncito

Cameron Gray

La locura es como la gravedad..., todo lo que hace falta es un pequeño empujón.

El caballero oscuro. Jonathan Nolan

domingo, 25 de octubre de 2015

Tu mirada es el paisaje (CVII)

Cristina Molleda

Me gusta cuando me abraza con su mirada protectora. Es mi seguro de vida. Me hace más fuerte.

La cocinera de Himmler, 2015. Franz-Olivier Giesbert

viernes, 23 de octubre de 2015

Fragilidad

Las libertades son frágiles.

miércoles, 14 de octubre de 2015

De puntillas

John John

Si vivo demasiado atareada, prefiero los relatos a las novelas: un cuento puedo leerlo en unos minutos y me deja en la cabeza una larga historia que me acompaña, en mi caso y ahora, toda la tarde, al menos. Ribeyro (Lima 1929-1994) es un minucioso cuentista, al que he rescatado de la biblioteca, donde languidecía no sé desde cuándo. Nunca me deja indiferente, siempre me conmueve. Éste de los gallinazos es la terrible historia de dos niños viviendo una existencia explotada y miserable con un abuelo ruín e impresentable. Escrito en 1954, entristece percatarse de que continúa siendo una realidad en demasiados lugares, la pobreza de los niños, el abandono de la inocencia. Dos niños, un perro, un abuelo y un cerdo juntos en un conmovedor y cruel relato. Y comienza así de pacífico, su primera frase no nos prepara para lo que nos espera:

Janel Bragg

A las seis de la mañana la ciudad se levanta de puntillas y comienza a dar sus primeros pasos.

Los gallinazos sin plumas. Julio Ramón Ribeyro

jueves, 1 de octubre de 2015

De viaje

Regresar es amor si alguien te está esperando.
Irte es como la muerte
si no te viene nadie a despedir.

El hijo pródigo inicia el regreso. Joan Margarit

miércoles, 23 de septiembre de 2015

Tempus fugit

El tiempo no es un juego.

lunes, 7 de septiembre de 2015

Imagina!

Antonello Silverini

La ciencia puede poner límites al saber, pero no a la imaginación.

Historia de la filosofía. Bertrand Russell

sábado, 5 de septiembre de 2015

Vicios y reparaciones

En el trayecto de vuelta a casa me topé con ella en una rotonda de la autovía. Una furgoneta blanca con hermosas letras rojas: VICIOS Y REPARACIONES, prometía. Pensé al instante que por fin alguien había emprendido el negocio infalible. La idea de tener juntos y al alcance de la mano el vicio y su reparación me resultó tan sugerente que desde anoche ronda por mi cabeza. Pero, qué pena, os hablo de un espejismo, lo que realmente se ofrecían eran SERVICIOS Y REPARACIONES, pero el tiempo o alguna mano juguetona le hizo perder su SER para transmutarse en VICIOS Y REPARACIONES. Lástima!


En-plein-air. Rebecca Campbell

No trata sobre el vicio directamente, aunque sí señala lo mucho que de criterio personal tiene la depravación de cada uno, el artículo que Fernando Savater publica hoy en El País, Barbarie, que recomiendo y del que extraigo lo que sigue:

...algo prohibido juntamente por los papas y por Bildu no puede ser malo del todo...

Barbarie. Fernando Savater. 5-09-2015

lunes, 31 de agosto de 2015

Utilidades

¿Hay algo más útil que una cuchara?

sábado, 29 de agosto de 2015

Añoranza

John Currin

Ya no los encontré de nuevo -tan deprisa perdidos...

los poéticos ojos, el pálido

rostro... en la oscuridad de la calle...


Ya no los encontré -me pertenecieron totalmente por azar,

y tan fácilmente los abandoné;

y después ansiosamente los quise.

Los poéticos ojos, el pálido rostro,

aquellos labios ya no los encontré.


Días de 1903. Kostandinos Cavafis