miércoles, 14 de enero de 2009

Inercia


Al enfrentarnos repetitivamente con las cosas que nos rodean -ya sean paisajes, ideas o discursos- se embota nuestra sensibilidad crítica hacia ellas y nos deja de sorprender su fealdad o su belleza, su lógica interna o sus incoherencias, su capacidad o su incapacidad para resolver ciertos problemas o para atender determinadas necesidades individuales o finalidades sociales.


La economía en evolución. José Manuel Naredo

No hay comentarios: