martes, 4 de mayo de 2010

¿Hasta cuándo?


Desde un punto de vista global, es tiempo de cuestionarse seriamente el modelo de prosperidad que hemos construido sobre el mito del crecimiento ilimitado en un planeta limitado.

Y esta ley, ¿cómo se guisa? Pedro Arrojo Agudo

1 comentario:

huggh dijo...

sabés, no puedo dejar de sonreir... y no es ni perversidad ni buen humor... las voces disonantes sólo se pueden escuchar a sí mismas... tal el modelo... mi saludo cap... hl