miércoles, 9 de diciembre de 2015

Mariposas

Cada noche le introducía cuidadosamente mariposas por la boca para que, al despertar, ya las pudiera sentir en el estómago.

Agujetas en las alas. Dani Rovira

1 comentario:

Emilio Manuel dijo...

No sabia que Dani Rovira había escrito un libro, hay que ver como ha subido este chico que conozco desde que contaba sus pequeñas historias en una tetería de Granada. Me alegro de su éxito, se lo ha currado.

Saludos