viernes, 27 de octubre de 2006

Fuera de convenio: do ut des


Velázquez

... para que el dicho mi hijo se sirva en la dicha vuestra casa y en todo lo demás que le dixéredes e mandáredes que le sea onesto e pusible de hazer, y vos le enseñéys el dicho vuestro arte bien e cumplidamente, según e como lo sabéys, sin le encubrir dél cosa alguna… Y en todo el dicho tiempo le ayáis de dar de comer e bever e calsar, e casa e cama en que esté e duerma, sano y enffermo, y curalle de las enffermedades que tuviere, como no pasen de quinze dias… Y en fin del dicho tiempo le ayáis de dar un vestido, que se entiende calsón, ropilla e ferreruelo de paño de la tierra, e medias e çapatos, e dos camisas con sus cuellos, e un jubón e un sonbrero y pretina, todo ello nuevo, cortado e cosido a vuestra costa.

Extracto del contrato de trabajo de 6 años de duración que Juan Rodríguez de Silva firma con el maestro Francisco Pacheco para la educación de su hijo, que entonces contaba 12 años de edad.
Sevilla, 17 de septiembre de 1611.

4 comentarios:

Proyectodefilosofo dijo...

Sin vacaciones remuneradas, sin derecho a sindicarse...
¡Contrato basura!

Scheherazade dijo...
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.
Scheherazade dijo...

El genio lo tenia ya dentro. No lo creo el contrato draconiano.

Cerillo dijo...

El detalle continua siendo importante tambieén en los contratos